555-459-3913

Ciudad de México, MX

Lun - Vie 9.00 - 5.00 Sabado y Domingo CERRADO

 

Blog

Rendirse es el camino a la Paz

Hace dos semanas estuve en L.A. en un evento llamado Super Soul Sessions, organizado por Oprah. Es un evento donde los invitados son líderes en el camino de la transformación y espirtualidad.

 

Una de las invitadas fue Gabby Bernstein, ella es una oradora motivacional, coach de vida y autora de 6 libros incluido el Best Seller, “The Universe Has Your Back”. Me encantó lo que compartió durante los 30 minutos que estuvo en el escenario y no puedo dejar de compartirlo yo con ustedes.

 

RENDIRSE. “Tus planes están interfiriendo con los planes de Dios. Es momento de rendirte”, nos dijo durante la plática. Y yo pensé que todo el tiempo estamos tratando de controlar lo que llega a nuestras vidas, el trabajo que queremos obtener, el dinero que queremos ganar, la relación que queremos atraer y nos enfocamos en el resultado. Si no se manifiesta ese resultado en nuestras vidas sentimos que estamos fracasando.

 

Pero la realidad es que no sabemos cuál será el mejor plan para nosotros, creemos que lo sabemos, pero no es así. Y esto lo podemos comprobar haciendo un ejercicio muy simple: recordando. ¿Te ha pasado que terminas una relación, el proceso de duelo es muy doloroso, sientes que estás perdiendo un amor que no vas a volver a vivir, que no enontrará otra persona como él o ella, etc? ¿Y cuando pasa el tiempo y las heridas sanan, estableces una nueva relación desde la madurez que te dio ese proceso y resulta que te sientes más feliz que en la anterior? ¿Te ha pasado? O ¿Te ha pasado que no pudiste ir al viaje que tanto esperabas y al quedarte, pudiste acompañar a algún familiar que se enfermó repentinamente? Al pasar del tiempo de algún acontecimiento, has pensado alguna vez “Qué bueno que no me quedé en ese trabajo” “Qué bueno que nos separamos” “Que bueno que no me subí a ese coche” “Que bueno que no escogí ese vestido”? Qué bueno! Qué bueno! Qué bueno!

 

Si te sientes [email protected] con este sentimiento, es porque hubo una desviación en tu camino. En el camino que tú habías planeado. Esa desviación fue el Universo, Dios, Energía o como quieras llamarlo, diciéndote que tenía mejores planes para ti. A esto se refiere Gabby cuando nos pide que nos rindamos, que dejemos de controlar porque el control crea resistencia y la ausencia de resistencia es lo que crea el vínculo con el Universo y podemos dejarnos llevar a dónde tenemos que estar.

 

Aquí los 5 tips de Gabby para rendirnos:

 

  1. Quita las manos del volante. Pide, pídele al universo lo que necesitas, lo que quieres, pídele que te lleve a dónde vas a ser más feliz y donde encontrarás tu propósito de vida.
  2. Enfócate en lo que está prosperando en tu vida. Nuestra energía va a donde nuestra atención está, si nos enfocamos en lo bueno, en lo que sí tenemos abrimos nuestra visión a las posibilidades de producir más de eso que prospera.
  3. Los obstáculos son desviaciones del camino a la dirección correcta. No te frustres cuando algo no sale como esperabas, el universo te está guiando por el camino correcto.
  4. Pide una señal. Estamos más conectados de lo que creemos con el Universo, cuando necesites saber qué hacer, pide una señal y escucha, pon atención porque te responderá, a través de una plática con alguien, de un anuncio en la calle o simplemente con una corazonada que no podrás ignorar.
  5. Cuando te hayas rendido, ríndete otra vez. No olvides dejarte guía por una sabiduría más grande que la tuya, si crees que lo has conseguido, hazlo de otra vez para evitar la tentación de tomar el volante de nuevo.

 

Para mí es liberador pensar que no soy yo la que tiene que decidir cuál es el camino correcto, mi trabajo es dejarme guiar y hacer lo que tengo que hacer cada día. Es también un poco abrumador no saber los resultados que voy a tener, pero intento estar siempre en el ejercicio de recordar que siempre me ha ido bien y que no tiene por qué ser diferente ahora.

 

Todos los días hago el esfuerzo por entregar el mando y todos los días me cuesta trabajo, pero cuando veo donde estoy y a dónde me ha llevado esta práctica, reafirmo que vale la pena. Espero que esto te lleve a ti también por un camino lleno de paz.

Denisse Meza

Denisse Meza

No Comments

Leave a reply

eight − 4 =